Cómo hacer una dieta antiaging

Todos sabemos que la manera en que nos alimentamos afecta nuestro organismo y no sólo desde el punto de vista del peso, sino también en cuanto a nuestra salud y aspecto físico.

Según estudios científicos, la mejor forma de detener los efectos del envejecimiento en nuestro cuerpo, es siguiendo una dieta rica en nutrientes, antioxidantes y proteínas.

Si queremos vernos más jóvenes, debemos hacer una dieta antiaging, es decir, consumir  alimentos que ayudan a proteger tu cuerpo de la aparición de arrugas y el retardar el envejecimiento.

La dieta Perricone, en principio no fue creada con la intención de hace adelgazar a las pacientes,  por el contrario, se ideó con para ayudar a prevenir y frenar el envejecimiento, con el efecto secundario de la pérdida de peso.
Pero  si te estás preguntando como se consigue este objetivo, es porque desconoces el trabajo que realizan los antioxidantes en el organismo.

antiaging

En este sentido, los antioxidantes son moléculas capaces de retener la acción de  oxidación que ejercen los radicales libres sobre otras moléculas, dañando las células y por ende, deteriorando el organismo.
Al consumir una dieta de alimentos antioxidantes, podremos prevenir y frenar tales reacciones, evitando vernos envejecidas, por esa razón se le llama a esta: la dieta antiaging.

¿Qué debemos hacer entonces para lograr estos objetivos?

 

Pues consumir alimentos que estén en el grupo de aquellos que evitan la inflamación, enrojecimiento, flacidez  y arrugas.
Según el doctor Perricone, lo que debemos comer para seguir una dieta antiaging son:

  • Salmón. Por su alto contenido de una carotenoide, liposoluble coloreado llamado  astaxantina  y ácidos grasos esenciales, que lo convierten en uno de los alimentos de mayor aporte de  Omega-3. El salmón, es entonces un  excelente vehículo para  la ingesta de este antioxidante y a pesar de no ser tan consumido como la vitamina C,  la astaxantina contenida en este pescado, es un antioxidante que puede destruir hasta 19 radicales libres a la vez, combatiendo y  preveniendo patologías propias de la vejez.
  • Aceite de oliva extravirgen. Este aceite contiene un componente llamado oleocantal, el cual ejerce una función analgésica y antiinflamatoria en el organismo; además, es un poderoso humectante de la piel y mejora considerablemente el aspecto de la misma desde adentro, proporcionando mayor elasticidad y mejor aspecto a la misma. Las grasas moninsaturadas del aceite de oliva extavirgen, eliminan la oxidación producida por el colesterol malo, penetra en la piel y la suaviza, dándole aspecto juvenil, sano y fresco. El Doctor Nicholas Perricone recomienda aceites de oliva extravirgen de primer prensado.
  • Verduras verdes. Todos los vegetales de hojas verdes, son excelentes conductores de  nutrientes y antioxidantes como la vitamina C, el calcio o el magnesio, los cuales trabajan consistentemente para frenar el envejecimiento, desde la parte interna del organismo y además aportan hidratación a la piel.
  • Frutos rojos o del bosque. Todos los frutos del bosque pueden ser conosumidos con total confianza, pues son potentes transmisores  de antioxidantes, calcio y vitamina C, con bajo contenido glicémico, que además de coadyuvar a la pérdida de peso, rejuvenecen la piel.

frutos rojos antiaging

  • Avena. Este es un alimento rico en fibra y proteínas. Controla el colesterol y la presión arterial. Regula el tránsito intestinal y regula el azúcar en sangre.
  • Agua mineral y  té verde. Hidratación y más hidratación. Esta es la clave para tener una piel sana, firme y luminosa.
  • Cacao puro en pequeñas dosis. Un antioxidante potente y delicioso, que además de evitar la acción de los radicales libres, también te controla los ataques de ansiedad y además, contiene endorfinas, la misma sustancia química que nuestro cerebro produce cuando estamos enamorados. Por eso se dice que el chocolate proporciona felicidad.
  • Alimentos y bebidas a eliminar. Esta es la contrapartida, es decir los alimentos, bebidas y otros productos que debemos erradicar de nuestra vida, si queremos tener una piel joven y un organismo saludable: Azúcar, harina procesada, grasas,  café, refrescos,  zumos  envasados,  alcohol y tabaco..

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *